Durante un diálogo con Prensa Latina, el titular explicó cómo esta nación andina prioriza nuevos acuerdos comerciales y de inversión con la entidad que conforman Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica.

Con el gigante sudamericano tenemos una alianza de cooperación de larga data en el ámbito financiero y comercial. Existe una hermandad por ser un país cercano. Estamos trabajando de manera conjunta en un gran proyecto como es el tren bioceánico, que enlazará puertos del Atlántico y el Pacífico, indicó.

Asimismo, se refirió a la firma a inicios de marzo de un convenio entre la empresa rusa Rosatom y el Gobierno para la construcción del Centro de Investigación y Desarrollo en Tecnología Nuclear, ubicado en la ciudad de El Alto, aledaña a La Paz.

El proyecto, con una inversión de más de 300 millones de dólares, transferirá tecnología nuclear con fines pacíficos a fin de desarrollar aplicaciones biomédicas, estimular planes agrícolas y garantizar la seguridad alimentaria e impulsar la industria tecnológica y el intercambio de conocimientos, agregó.

También Orellana se refirió a los vínculos con China, “una nación aliada con la cual tenemos una larga historia de cooperación, compartimos una agenda común en Naciones Unidas y sostenemos acuerdos de cooperación tecnológica, financiera, asistencia técnica, desarrollo de capacidades y formación profesional.

El funcionario aseguró que con Sudáfrica “sin dudas abriremos una agenda de trabajo”, mientras ofreció detalles sobre los proyectos de colaboración que cobran impulso con India.

El ministro de Planificación del Desarrollo asistió la víspera al seminario Haciendo Negocios con la India, que tuvo lugar en la Cámara Nacional de Comercio de esta capital, y que este miércoles tendrá continuación en la suroriental ciudad de Santa Cruz.

Al foro concurrieron empresarios privados, representantes de empresas públicas, al igual que los titulares bolivianos de Minería, de Turismo, y de Desarrollo Productivo, junto al embajador de India en Perú y Bolivia, Sandeep Chakravorty, entre otras personalidades.

Orellana recordó que, a fines de marzo, encabezó una delegación gubernamental a la nación asiática para consolidar inversiones y conversar sobre cooperación y apoyo técnico.

Precisó que al menos 22 empresas privadas indias mostraron interés en invertir aquí, en áreas como el software, industrias, alimentos, automovilismo, minería, petróleo y energía.

El gobierno indio respondió de una manera muy rápida a nuestra propuesta de construir este marco de acuerdo. Nos propusieron comenzar las ruedas de atracción de inversión y negocios. En próximos meses planificaremos otros encuentros con empresarios y el Estado, dijo.

Adelantó que queda pendiente una reunión diplomática a nivel de cancillerías, todavía sin una fecha definida, para concretar un acuerdo conjunto integral, del cual ya existe un borrador trabajado por ambas partes.

Nos interesan las alianzas público-privada por lo cual prevemos la participación de empresarios privados, así como de entidades estatales para la conformación de empresas mixtas, aclaró.

La nación asiática que mantiene un comercio de algo más de 70 millones de dólares con La Paz, -95 por ciento del cual se concentra en la compra de oro-, aspira a diversificar dicho intercambio hacia el aceite de soya y girasol, productos manufacturados y los hidrocarburos, entre otros rubros.

Ansur


India y Bolivia quieren expandir intercambio comercial e inversiones

Pese a la distancia geográfica, India busca conformar hoy una agenda de cooperación y desarrollo integral con Bolivia enfocada en la expansión de las relaciones comerciales y la posible inversión en sectores estratégicos.

Al conversar con Prensa Latina, el embajador de la nación asiática en Perú y Bolivia, Sandeep Chakravorty, analizó la importancia de un encuentro como el seminario Haciendo Negocios con la India, que sesionó el martes en la Cámara Nacional de Comercio, de esta capital.

A su juicio, el foro que aglutinó a empresarios privados y representantes de empresas públicas de ambos países, “forma parte de los primeros pasos que estamos dando, sin precipitaciones, pues resulta esencial el conocimiento mutuo y las potencialidades de ambas partes”.

Explicó que “estamos en proceso de conformar una Cámara de Comercio conjunta y este fue, precisamente, el evento inicial”.

Añadió que ahora lo más importante “es poner en conocimiento de empresarios y medios de comunicación que podemos ser un socio importante en el modelo de desarrollo boliviano, pues somos un gran mercado de cerca de mil 200 millones de personas”.

Chakravorty reiteró que el presidente Evo Morales desea tener en India un socio comercial importante “y en nuestro caso, queremos compartir proyectos de infraestructura, tecnología, capacitación y formas de gestión”.

Indicó que están interesados en ampliar la compra de aceite de girasol y soya a la nación andina, seguir expandiendo la compra de oro y adquirir otros recursos como el litio y los hidrocarburos.

Recordó que a fines de marzo, visitó Nueva Delhi una delegación gubernamental encabezada por el ministro boliviano de Planificación del Desarrollo, René Orellana.

Añadió que las autoridades del país sudamericano se mostraron interesadas en la transferencia de conocimientos, tecnologías, software y equipamiento de la industria aeroespacial.

Fabricamos además productos farmacéuticos genéricos. Bolivia necesita medicamentos accesibles, pues el sistema de salud no puede comprar los fármacos e insumos de las trasnacionales e India puede ofrecerlos a un precio muy barato, refirió.

Asimismo, señaló que la cooperación podría ampliarse al ámbito de la construcción de infraestructura.

Cuando la delegación boliviana visitó India, tuvo una reunión con nuestro ministro de ferrocarriles con quien se analizó la posible participación en el proyecto del tren bioceánico, que enlazará puertos del Atlántico con el Pacífico, dijo.

Podemos participar quizás no tanto en la inversión, pero sí en la construcción o el manejo de ese megaproyecto. Tenemos experiencia en el tema, ya que contamos con la tercera red de ferrocarriles más grande del mundo, complementó.

Por último, el diplomático subrayó que su país aprueba la concesión de créditos para estas iniciativas, tanto a empresas estatales como a privados, y que esperan la presentación de proyectos para evaluarlos.

En el seminario que tuvo lugar el 26 de abril, se analizaron detalles del crédito de 100 millones de dólares ofrecido por el país asiático, a través de Eximbank, una de las entidades bancarias más importantes de aquel país.

Aspiramos a crear una alianza estratégica público-privada entre nuestros dos países, aseguró el ministro de Planificación del Desarrollo, René Orellana.

En su opinión “vamos trabajando juntos para construir acuerdos que consolidarán el acercamiento de India con Bolivia”.

Anunció que en los próximos meses se realizará otra reunión, a nivel de cancilleres, donde se presentarán detalles y resultados de la cooperación.

Prensa Latina