Vicepresidente de la CUT sobre indicaciones a Reforma Laboral: “Para mí eso es reemplazo interno y es inaceptable”.

Por su parte, la presidenta de la multisindical, Bárbara Figueroa, si bien no quiso ahondar en esta materia porque “estamos en una etapa muy fina del debate”, tuvo palabras respecto a la postura adoptada por los senadores DC: “Lamentablemente han mostrado su interés de proteger sus intereses por sobre los de los trabajadores”.

“Para mí eso es reemplazo interno y es inaceptable, cualquier fórmula que garantice el reemplazo interno es una fórmula que debilita la huelga”, sostuvo el vicepresidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Nolberto Díaz, a la hora de comentar las indicaciones al proyecto de reforma laboral presentadas en la Comisión de Trabajo del Senado.

En entrevista con Radio Cooperativa, el dirigente aseguró que “nuestra satisfacción no es plena, en primer lugar, porque el Gobierno ha presentado un proyecto laboral que es insuficiente”.

“El primero que presentó el 29 de diciembre de 2014, incluso, pretendía desaforar a la dirigencia sindical y perseguir al movimiento sindical criminalizando la huelga. Este proyecto recibió 800 indicaciones de parte de la oposición y de parte de la Nueva Mayoría y fue corregido, y sucede que ingresa a la Cámara de Diputados y le ponen letra chica”, lamentó Díaz.

“Nos parece impresentable la actuación del gobierno”, declaró el vicepresidente de la multisindical, quien anunció que este jueves a las 10:30 horas la mesa directiva nacional de la CUT se reunirá con el fin de revisar las indicaciones, para luego tomar una posición.

“Si el proyecto ya era insuficiente y siguen insistiendo en letra chica, ya a nosotros nos parece que es una mala decisión la que el Gobierno ha tomado (…) es lamentable que estemos iniciando el tercer año de Gobierno y todavía no se avance en reforma laboral”, indicó.

Por su parte, la presidenta de la CUT, Bárbara Figueroa, no quiso ahondar en esta materia porque –según señaló en Radio Agricultura– aún no ha tenido hasta el momento acceso al texto.

“Haremos una opinión con todos los elementos que eso significa, con todo el alcance de las reacciones que esto puede haber generado, porque hasta ahora lo que se ha dicho son solo generalidades, y lamentablemente en el debate –dado que ya estamos en una etapa tan fina– las generalidad no sirven”, dijo Figueroa.

En esa línea, reparó en que circulan ciertos párrafos del texto presentado, “pero como no está completo, prefiero no referirse en detalle a ellos, aunque lo que sí entiendo que se corrigió, y que es una cuestión muy saludable a nuestros ojos, es que no hay vínculo entre las prácticas desleales, que tienen que ver con la 405 ex 406 de la ley, con el artículo 347, con el artículo de la huelga, que en el fondo es el real paraguas de poder hablar de huelga efectiva o no”.

“Lo que tenemos que ver que esta pequeña construcción que ha hecho el Ejecutivo, abre espacio a vulneraciones o no. Eso es lo que hoy día tenemos que medir, no solamente en el caso –lamentablemente en el tema de la huelga– sino que también en lo que pudimos ver ayer, ya aquí esta cuestión se transformó en una batalla campal en el sector de la Democracia Cristiana, porque si no era la huelga, era la extensión, si no los sindicatos interempresas, esto se transformó en un tema que, yo diría, perdió un poco de seriedad el debate a como se venía dando. En este debate que se ha dado, finalmente el Ejecutivo lo que trató de hacer es quedar bien con todos y eso, nosotros lo dijimos desde un comienzo, es bien imposible”, agregó la dirigenta.

También tuvo palabras respecto a la postura adoptada por los senadores DC: “Si usted no tiene convicción sobre los derechos sindicales, como ha ocurrido con algunos senadores de la Democracia Cristiana que lamentablemente han mostrado su interés de proteger sus intereses por sobre los de los trabajadores”.

“Si aquí el mundo de la oposición tiene el interés de hacer esto un debate pequeño, mezquino, yo diría que a estas alturas medio rasca respecto a la Reforma Laboral, allá ellos, si no le dan la importancia que esto tiene respecto al desarrollo de políticas de mayor equidad en el país, allá ellos. Si eso lo quieren medir respecto a quién triunfa o quién pierde, yo no me hago cargo de esas declaraciones. Nosotros no estamos trabajando en un proyecto de Reforma Laboral para que la CUT quede contenta, porque si fuera por eso, este proyecto no tiene nada que ver o por lo menos no es la aspiración que uno hubiese anhelado llegar como Central Unitaria de Trabajadores, nosotros lo dijimos siempre. Para nosotros el debate sigue siendo una nueva institucionalidad laboral, no solo una reforma al libro”, concluyó.

El Mostrador

Reforma laboral: Bachelet cede ante senadores DC y acepta reemplazo interno en huelga

Cerca de las 21:30 hrs. de este miércoles la ministra del Trabajo, Ximena Rincón, dio el pase para que saliera humo blanco de una tensa negociación con parlamentarios de la Democracia Cristiana, del Partido Socialista y del Partido por la Democracia. Aseguró que se determinaron resoluciones en torno a tres temas que se encontraban en debate: la extensión de beneficios obtenidos por el sindicato, la situación de los sindicatos interempresas y el reemplazo interno en huelga.

Una tensa jornada se vivió hoy en los pasillos del Congreso. Las negociaciones lideradas por el Gobierno para lograr el apoyo de la Democracia Cristiana al proyecto de Reforma Laboral tuvieron en vilo al mundo político.

Cerca de las 21:30 hrs. la ministra del Trabajo, Ximena Rincón, aseguró que se llegó a un “acuerdo” en torno a tres temas que se encontraban en debate: la extensión de beneficios obtenidos por el sindicato a trabajadores no sindicalizados, la situación de los sindicatos interempresas y el reemplazo interno en huelga.

Respecto al primer punto, señaló que no habrá extensión de beneficios a trabajadores que no se encuentren sindicalizados, para “velar por el fortalecimiento de los sindicatos”. Por otra parte, respecto a los sindicatos interempresas, explicó se hará “un procedimiento especial para micro y medianas empresas”.

Además Rincón indicó que “las adecuaciones necesarias no se repusieron, buscamos una redacción que permita que el empleador respete el derecho a huelga”.

En tercer lugar la ministra aseguró que “en materia de huelga efectiva, no hemos repuesto la indicación de diciembre, hemos escuchado a todo el mundo, y a partir de ello, ratificando el principio de que los trabajadores que están en huelga la puedan hacer efectiva, y los trabajadores que no están en la huelga puedan seguir trabajando en sus funciones” y señaló que “se harán los ajustes que el empleador estime” respecto a estos trabajadores.

“Quiero insistir que aquí tenemos una nueva redacción que, a nuestro juicio, deja claro que no se pueden realizar adecuaciones de funciones, vale decir el famoso reemplazo interno, sino que las adecuaciones pueden ser a los turnos, a los horarios y a otro tipo de organización del trabajo que no afecte las funciones de los trabajadores”, agregó.

La duda surgió respecto de si esta posibilidad de “adecuación” abría o no una puerta para el reemplazo en huelga. La indicación entregada a los senadores establece: “Sustitúyase en la letra d) del artículo 405, el párrafo segundo, por el siguiente: ‘El empleador en el ejercicio de sus facultades legales, podrá modificar los turnos u horarios de trabajo, y efectuar las adecuaciones necesarias con el objeto de asegurar que los trabajadores no involucrados en la huelga puedan ejecutar las funciones convenidas en sus contratos de trabajo, sin que constituya práctica desleal ni importe una infracción a la prohibición de reemplazo'”.

Indicación que, según distintas fuentes que asesoran al mundo sindical, sí abriría un espacio al reemplazo interno, por ejemplo, en el caso de que un trabajador no sindicalizado deba realizar su turno en un horario distinto al determinado originalmente con el fin de mantener la producción de la empresa, esto basado en la frase: “El empleador en el ejercicio de sus facultades legales, podrá modificar los turnos u horarios de trabajo, y efectuar las adecuaciones necesarias”.

Por otra parte, fuentes cercanas a las negociaciones mantenidas por el Gobierno aseguraron a este medio, minutos después de la intervención de la ministra, que esta indicación estaría respaldada por la Presidenta Michelle Bachelet y que sí buscaría dar el pie para que los empleadores puedan reemplazar a los trabajadores en huelga con aquellos que no son parte de esta. Aunque aún existe la posibilidad de que esto sea modificado durante su tramitación antes de llegar a ser votada en el pleno del Senado.

Por su parte, el senador Andrés Allamand (RN) aseguró a Cooperativa que “el Gobierno presentó una indicación estableciendo claramente el concepto de adecuaciones necesarias. Lo que hizo el PS, el PPD y la CUT fue rechazar ese concepto y ese concepto hoy día está de vuelta en la indicación. Por lo tanto, en esta materia, prevaleció el criterio del Gobierno y la Democracia Cristiana. El resto es música”.

Uno de los principales puntos de tensión en el año de tramitación que lleva la Reforma Laboral ha sido el reemplazo interno en huelga.

Por un lado es un punto intransable por algunos sectores al interior de la Nueva Mayoría, fundamentalmente del PC, los que hasta han advertido que no permitirán modificaciones sustanciales al proyecto que apunten en dicha dirección.

Pero, por otra parte, está la postura de los parlamentarios de la DC, principalmente los senadores, que apuntan a permitir que el empleador pueda realizar las “adecuaciones necesarias” de sus trabajadores en caso de huelga, lo que podría hacerse bajo la indicación ingresada este martes.  Es más, la enmienda original de la DC, que fue rechazada en la Comisión de Trabajo por el PS Juan Pablo Letelier, la PPD Adriana Muñoz y la DC Carolina Goic, abría el espacio para el reemplazo en huelga con trabajadores internos.

Tensa negociación

A pesar de las versiones encontradas respecto al reemplazo interno a la huelga, si algo estaba claro en los pasillos del Congreso la tarde de este martes, es que la negociación fue dura. Previo a que la ministra del Trabajo, Ximena Rincón, diera a conocer el estado de los acuerdos e indicaciones respecto a la reforma, Andrés Zaldívar y los hermanos Walker estuvieron reunidos en la Cámara Alta, en una sala cercana y de forma paralela se desarrollaba una reunión entre el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, con los senadores miembros de la comisión de Trabajo.

El ministro Valdés y la senadora Carolina Goic (DC) se paseaban entre ambos lugares, hasta que un poco antes de las 20:30 hrs., Zaldívar salió de la reunión llevándose todos los flashes de las cámaras y la atención de la prensa. Ahí el hombre de la cocina anunció que había varios acuerdos, que se comprometía a los votos de la DC en esos acuerdos, pero dejó abierta la opción para seguir conversando, dando muestras de que todavía la situación no estaba zanjada y que aún había cosas por negociar.

Esto se suma a la reunión de este martes de los ministros Rodrigo Valdés (Hacienda), Ximena Rincón (Trabajo) y Nicolás Eyzaguirre (Segpres) con los ocho senadores de la bancada DC, en el Congreso, donde los parlamentarios de la falange también hicieron presente su descontento con algunas partes de la reforma.

“El gobierno fue notificado que con la DC no se juega”, habría dicho uno de los asistentes. Por su parte, los senadores Andrés Zaldívar, Patricio e Ignacio Walker y Manuel Antonio Matta advirtieron que no aprobarían materias centrales de la reforma si no eran modificadas.

La reunión terminó con la salida anticipada de los parlamentarios Ignacio y Matías Walker de la sala.

El proyecto será votado el próximo martes, fecha a la que fue corrido, ya que inicialmente se votaría este jueves. El Ejecutivo necesita mayoría simple para aprobar la reforma, lo que significa que la mitad de los senadores presentes en Sala más uno, si no, es posible que pase a Comisión Mixta.

Ante esto, finalmente la ministra Rincón aseguró que “el Ejecutivo habla por sus indicaciones y esperamos contar con el respaldo de todos para sacarla adelante” y agregó que como Gobierno siguen esperando evitar la Comisión Mixta, “pero no dramatizamos el llegar a ella (…). Llevamos más de un año en este proyecto y se han escuchado a todos los sectores”.

El Mostrador