Partió el primer embarque de doce toneladas del cacao Fino aroma de la cooperativa Colpa de Loros con destino a Ámsterdan, hecho calificado por el jefe de Devida, Alberto Otárola, como un “hecho histórico” que contribuirá a posicionar al Perú en la exportación de ese producto en el mercado internacional.

“Esta es la primera exportación de una variedad muy importante de cacao que es la variedad fino aroma. Son 25 toneladas que van al mercado europeo, especialmente a Francia, y que provienen del desarrollo alternativo”, aseveró.

Explicó que con el acuerdo entre la cooperación “Colpa de Loros”, ubicada en la región Ucayali, se inicia un proceso de exportación a la empresa francesa de chocolates Kaoka, con lo cual se abre una puerta para el Perú en el mercado más selecto de chocolates finos.

En tal sentido, señaló, el primer embarque con destino a Ámsterdan, Holanda, constituye un “hecho histórico” por ser el resultado de un trabajo en conjunto de los programas de desarrollo alternativo impulsados por Devida y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).

“Esta alianza representa una excelente oportunidad para posicionar el cacao peruano con la industria chocolatera internacional y así obtener mayores ventajas para los productores locales en mercados especiales que, desde hace unos años, tiene un crecimiento más rápido y sostenido”, indicó.

Sostuvo, en otro momento, que el cacao Fino aroma equivale a un producto “premium” en el mercado internacional, por ser una especie selecta y muy cotizada para la elaboración de los chocolate finos, cuyo costo, añadió, es muy elevado.

“Estaban muy interesados en la variedad del cacao en el Perú porque nosotros junto a otros tres países somos los únicos que producimos este tipo de cacao”, precisó al referir que Costa de Marfil, mayor exportador de cacao, no los posee.

Dijo, asimismo, que esta primera exportación constituye “un gran paso” para que cooperativas de otros lugares que producen cacao de Fino aroma tengan la posibilidad de negociar acuerdos con empresas europeas.

Resaltó, además, que el acuerdo entre la cooperativa y la empresas francesa se extenderá de entre tres a diez años de exportación.

“Esto demuestra que el desarrollo alternativo en la asistencia en la siembra y la cosecha es mucho más rentable que la economía ilegal que genera la coca en el país”, acuñó.

Para Otárola con este avance la producción general de cacao se duplicará el próximo año, al recordar que en 2014 por concepto de exportaciones, se obtuvieron cerca de US$ 250 millones.

“Yo tengo una proyección de que por lo menos vamos a doblar la exportación del año pasado y si esto lo proyectamos por ejemplo al 2021, que es nuestro bicentenario, podemos exportar diez veces más de lo que estamos exportando este año, con lo cual estamos consolidando el modelo de desarrollo alternativo”, declaró.

En tanto el presidente de Colpa de Loros, Mauro Alberca , informó que para el próximo año tienen previsto exportar cerca de cincuenta toneladas.

La cooperativa integrada por 250 productores cuenta con más de 200 hectáreas de cultivo de cacao aromático, y esperan que, con el apoyo del Gobierno, su crecimiento y desarrollo continúe.

Agencia Andina