La informalidad laboral en el país llega casi al 72,8% y solo el 27,2% trabaja de manera formal, reveló el ministro de Trabajo y Promoción del Empleo, Daniel Maurate.
El integrante del gabinete ministerial dio estas declaraciones en la inauguración del seminario “Construyendo una Estrategia Efectiva de Competencia para el Perú”, en el que participaron la ministra de Relaciones Exteriores, Ana María Sánchez; el viceministro de Gestión Pedagógica, Flavio Figallo; y el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), José Ángel Gurría, entre otros funcionarios.
Precisamente, el ministro Maurate hizo hincapié en el informe que realizó la OCDE sobre la informalidad laboral en el país. Admitió que el empleo en el Perú tiene graves deficiencias que están vinculadas a la tecnología, la innovación y la educación superior.
Según explicó, estos puntos han dado como resultado que seamos un país que depende de la minería y además somos primarios exportadores.
La razón de este atraso, según el ministro, es porque no se ha trabajado en tecnología ni en educación. Sin embargo, afirmó que el gobierno del presidente Ollanta Humala trabaja para revertir este escenario y resaltó que se ha reducido la pobreza extrema. “Seguimos creciendo de a pocos”, declaró.
Otro punto que el ministro resaltó fue la dificultad de las empresas en conseguir “colaboradores calificados” para los puestos laborales que ofrecen.

Desigualdad social

Por su parte, el secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría, sostuvo que el mencionado seminario ayudará a nuestro país a desarrollar una estrategia de competitividad respecto a nuestros niveles de crecimiento socioeconómico.
“Con una estrategia de competencia de mediano y largo plazo, que se observa en Perú, se puede lograr no solo satisfacer la demanda de las empresas por personal mejor preparado, sino crear toda una nueva dimensión o veta de crecimiento”, declaró.
Asimismo, dio algunos detalles del informe que elaboró su institución y precisó que entre los principales temas pendientes que debe resolver el Perú están la excesiva informalidad, la alta desigualdad social y la baja productividad de la fuerza laboral.
Gurría expresó que esta situación no solo se vive en Perú sino en otros países del mundo en donde –dijo– paradójicamente crecen económicamente mientras a la vez hay “cientos de miles de personas en paro, millones trabajando en la informalidad y empresas que se quejan por no conseguir el talento necesario”.
Anoche, el  secretario general de la OCDE se reunió con el presidente Ollanta Humala y le entregó el informe que realizó su institución respecto a la informalidad y la desigualdad social.

En cifras

S/. 907 es el sueldo promedio que reciben los jóvenes que solo han terminado la secundaria.
40,6 % es la cifra de jóvenes que tienen educación superior.
10 de 7 personas han alcanzado educación básica.