El gobierno de Venezuela confirmó su interés de presentar nuevas estrategias a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) con el fin de recuperar y estabilizar los precios del crudo entre los 12 países miembros del organismo.

Así lo destacó el embajador venezolano en la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Rafael Ramírez, quien resaltó además la necesidad de aplicar mecanismos de producción que permitan elevar el valor del crudo entre 70 y 100 dólares por barril.

El también ex presidente de Petróleos de Venezuela S.A (PDVSA), aseguró que las propuestas serán puestas sobre la mesa en la próxima reunión de asesores técnicos del 21 de octubre de 2015, donde también se espera la presencia de países que no forman parte de la OPEP.

Recientemente el jefe de estado de la nación suramericana, Nicolás Maduro, reiteró que la situación actual de los precios del petróleo afecta notablemente las inversiones mundiales y amenaza los próximos años.

“Nos declaramos en batalla permanente por los precios del crudo. Se debe construir una nueva alianza y aquí la OPEP juega un papel histórico y estratégico para el rescate del mercado”, aseveró el mandatario.

Maduro ratificó que desde hace más de una década, Venezuela está en la búsqueda de la diversificación económica, nuevas alianzas y oportunidades, “ojalá pronto tengamos el consenso para convocar una cumbre de países”, apuntó.

En ese sentido, la OPEP en su informe mensual saludó el esfuerzo de los socios por defender el mercado, mientras reconoció que el progresivo aumento de su producción logrará frenar el empuje de los productores no miembros, especialmente Estados Unidos y su polémica técnica del fracking.

El incremento desproporcionado de la producción de petróleo de esquisto o shale oil por parte del país norteamericano, provocó que desde de junio del año pasado, las cotizaciones del crudo pasaran de un promedio de 100 dólares por barril a una media de 45 dólares.

Tal situación ha generado desde entonces fuertes crisis que aún se reflejan en la mayoría de los miembros de la OPEP, tal es el caso de Ecuador y los intentos por derrocar al Presidente Rafael Correa y la campaña desestabilizadora en Venezuela, así como las crisis humanitarias en los países del Medio Oriente y Norte de África.

La OPEP reconoció el pasado fin de semana que recibirá muy pronto el regreso de Indonesia como socio, por lo que prevé para 2016 un aumento de la producción del crudo.

El retorno del país asiático no sólo elevará a 13 los integrantes del organismo y sino que elevará a casi 32,50 millones de barriles de producidos según estima la OPEP.

En contexto

Los países de la OPEP han sostenido que la baja del precio de crudo se debe a la sobreproducción petrolera de los países productores no convencionales. En esa dirección, se busca la estabilización del mercado petrolero en todos los ejes.

Telesur

¿Por qué la OPEP debe determinar el precio del petróleo?

Desde su nacimiento, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), tiene entre sus objetivos principales la estabilización racional de los precios del petróleo.

Así lo aseguró el exministro de Energía y Minas y exsecretario general de la OPEP, Álvaro Silva Calderón, quien consideró como irracional que el mercado sea el que determine el precio del crudo, porque éste debe establecerse de acuerdo a los parámetros de costos, requerimientos y eficiencia de producción.

Para el analista petrolero “las fluctuaciones (caídas y subidas) abruptas, no son convenientes para los países pertenecientes a la OPEP y las naciones productoras”. Lo adecuado, según Calderón, es que la organización mantenga una fluctuación razonable, para ofrecer precios razonables.

“La estabilidad se dará a través de una banda de precios que se ajuste a las necesidades de cada país, hay que tomar el arma de la fijación, no dejarlo al mercado, pues el mercado puede ser muy cruel”, enfatizó Silva Calderón

“Antes de su fundación (OPEP) quienes manejaban los precios del petróleo eran las grandes multinacionales, se calculaban los impuestos, y de acuerdo con estos se establecía un precio”, sin embargo estas decisiones estaban marcadas por un alto grado de corrupción, porque en sí, el crudo se vendía a un alto precio y las ganancias se quedaban en manos de los grandes consorcios capitalistas.

Con su fundación, la OPEP tuvo que pasar una década para poder ejercer su rol y probar que estaba capacitada para alcanzar los objetivos planteados desde sus inicios, para esto tuvo que luchar contra las críticas de los países no productores de petróleo y sus acusaciones de que la organización no estaba preparada para semejante responsabilidad.

Los años han probado que la OPEP ha logrado establecer sus metas, aunque sigue enfrentándose a los grandes especuladores que les conviene que los precios del crudo sufran caídas o subidas abruptas para ellos controlar los precios y tener control.

CONTEXTO

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, busca un acuerdo entre los miembros OPEP y otras naciones productoras para equilibrar el mercado petrolero.

El pasado 9 de octubre, el ministro de Petróleo y Minería de Venezuela, Eulogio del Pino, declaró que, “el gobierno venezolano busca un acuerdo con la OPEP y otras naciones productoras para equilibrar el mercado petrolero”.

El titular confirmó que el próximo 21 de octubre se realizará una reunión técnica de productores OPEP y no OPEP en la ciudad de Viena, Austria, donde espera que se den los primeros avances para un acuerdo destinado a estabilizar el mercado de hidrocarburos.

El ministro, bajo las instrucciones del presidente de venezolano Nicolás Maduro, dijo que Venezuela está “trabajando activamente” para que este trato traiga un bien común entre todas las naciones involucradas.

Telesur